Arranca proyecto de agua auspiciado por España en zona indígena panameña

Un nuevo tramo del Programa de Agua Potable y Saneamiento en la Comarca indígena Ngäbé-Buglé, que impulsan la Cooperación Española y el Gobierno panameño, inició con la entrega de la orden de proceder a la empresa ganadora de la licitación del proyecto, indicó hoy una fuente diplomática.

La orden para proceder con las obras, con una inversión que asciende a 1.859.989,44 dólares, fue entregada ayer a la empresa panameña Ruquisa durante un taller celebrado en la localidad de Chichica (oeste), en la Comarca Ngäbe Buglé, informó la embajada de España en Panamá.

Las obras del proyecto iniciado en Chichica, que incluyen además a la comunidad de Lajitas y beneficiarán a unas 1.200 personas, deberán estar listas en un período de 18 meses.

La instrucción para proceder fue emitida por la Dirección de Agua Potable y Alcantarillado Sanitario (DISAPAS) del Ministerio de Salud de Panamá (Minsa)

Este nuevo tramo forma parte del Programa de " Agua Potable y Saneamiento en Área Rural e Indígena de Panamá con énfasis en Desarrollo Local", ejecutado por el Minsa con un presupuesto de 13,77 millones de dólares aportado a partes iguales por España y Panamá.

Este Programa de Agua Potable y Saneamiento tiene una ejecución de 5 años hasta diciembre de 2019 y beneficiará a más de 15.000 habitantes de los distritos de Kusapín, Kankintú, Besikó y Muná en la Comarca Ngäbe-Buglé.

Se ejecutarán 15 proyectos de agua potable y saneamiento básico para 26 comunidades y se elaborarán diseños finales para otros 18 para provecho de otras 28 comunidades más.

Se dará acceso a agua y saneamiento que se complementará con servicios de fuentes públicas y soluciones de saneamiento comunes.

El embajador de España en Panamá, Ramón Santos, resaltó en el taller el compromiso que el Gobierno español tiene con el agua y el saneamiento como "derecho fundamental al que deben tener acceso todas las personas" y el esfuerzo que desde la Cooperación Española se viene haciendo en este ámbito.

El gobierno español creó a finales de 2007 el Fondo de Cooperación para el Agua y el Saneamiento, que luego de un proceso de diseño y consolidación institucional inició actividades en octubre de 2009.

El Fondo materializa el compromiso adquirido por España para hacer efectivos los derechos humanos de acceso al agua potable y al saneamiento, tal como lo establece el plan rector de la Cooperación Española.

Esta iniciativa busca además contribuir con los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) acordados en la nueva Agenda 2030, en especial el número 6 para "Garantizar la disponibilidad y una gestión sostenible del agua y de las condiciones de saneamiento", destacó la embajada española en Panamá.