Piden renuncia de concejal que desdeñó a militares de EEUU

Concejales de una ciudad del área de Los Ángeles aprobaron una resolución en la que pidieron la renuncia de uno de sus colegas que dijo, en su trabajo como maestro de secundaria, que los militares estadounidenses eran "de lo más bajo".

El concejal Gregory Salcido fue suspendido, pero con derecho a paga, de la secundaria El Rancho en Pico Rivera, luego que apareciera en un video en el que reprende a un estudiante de 17 años que vestía una camiseta del Cuerpo de Infantería de Marina de Estados Unidos y exhorta a la clase a no asimilarse o enlistarse en las fuerzas militares.

"Ellos no son como pensadores de alto nivel, ellos no son gente académica, ellos no son gente intelectual, ellos son de lo más bajo", dijo Salcido, según se escucha en la grabación hecha por un estudiante. "No entiendo por qué dejamos que los militares vengan a nuestra escuela y los recluten a ustedes en la escuela. No dejamos que los proxenetas entren a la escuela".

El video fue publicado en las redes sociales, ha sido visto millones de veces y ha generado comentarios de gente indignada.

El jefe de despacho de la Casa Blanca John Kelly dijo el mes pasado en una entrevista radial que Salcido "debería de ir al infierno" por sus comentarios.

El alcalde Gustavo Camacho calificó el comentario de Salcido de "comentario bravucón, arrogante y agresivo". El concejo no puede remover a Salcido de su puesto pero Camacho presentó una moción para censurarlo, para evitar que sea asignado a tareas y comités municipales, y pedirle que renuncie al concejo.

"¡Dios bendiga a Estados Unidos!", dijo uno de los concejales de Pico Rivera el martes por la noche, cuando se aprobó la resolución.

La reunión del concejo fue la primera participación de Salcido en un evento público desde el 26 de enero, cuando hizo los comentarios en cuestión.

Salcido pidió disculpas a todos los que podría haber ofendido con su comentario, pero no se disculpó por su opinión en sí, que dijo "estuvo definitivamente fuera de contexto".

Salcido dijo que él estaba tratando de que sus estudiantes, la mayoría de los cuales son de minorías étnicas y de bajos recursos, no se conformaran con el Ejército o la Marina de Guerra.

"Mi meta en cuanto a mis estudiantes es hacer que hagan todo lo posible para ir a la universidad", dijo Salcido, quien fue abucheado por algunas de las personas en la reunión. "Quería hacer que se esfuercen para que logren su potencial académico".

No dio indicios de que renunciaría a su puesto en el concejo.