Comisión Electoral afgana revela el resultado año y medio después de comicios

La Comisión Electoral Independiente de Afganistán dio a conocer hoy los resultados definitivos de las elecciones presidenciales celebradas hace casi año y medio y reveló que los conocía desde entonces el Gobierno de unidad formado tras los comicios, aunque no se hayan hecho públicos hasta ahora.

El escrutinio dio un 55,27 % de los votos a Ashraf Gani, que fue proclamado presidente, y el restante 44,73 % a Abdullah Abdullah, que fue designado jefe de Gobierno en un cargo creado entonces, pero no fue publicado para salvaguardar "el interés nacional", dijo el jefe de la Comisión, Yusuf Nuristani, en rueda de prensa en Kabul.

Nuristani afirmó que la no difusión del resultado se debió a las "sugerencias" de ambos candidatos tras unos comicios "llenos de desafíos", y aseguró que los datos fueron entregados a Gani y Abdullah en discos compactos.

Afganistán celebró en abril de 2014 la primera ronda de las elecciones presidenciales en la que ningún candidato obtuvo más la mitad de los votos, por lo que en junio hubo una segunda vuelta con los dos más votados, en medio de denuncias de fraude de Abdullah que llevaron a recontar los 7,1 millones de votos emitidos.

La mediación de Estados Unidos propició un Gobierno de unidad con Gani de presidente y su rival en una nueva figura de jefe de Gobierno.

El primero había obtenido unos 3.935.000 votos y su adversario los otros 3.185.000, según las cifras reveladas ahora por el órgano electoral.

El anuncio se produce en plena pugna entre la Comisión y el Gobierno, que se ha comprometido a una reforma electoral que no ha sido capaz de sacar adelante al ser rechazada en el Parlamento, que a su vez está pendiente de renovarse desde junio del año pasado.

La Comisión Electoral, cuyos miembros fueron nombrados durante el anterior Gobierno de Hamid Karzai, anunció el mes pasado que los comicios parlamentarios se celebrarán el 15 de octubre de este año, sin esperar a la reforma que el Ejecutivo considera imprescindible antes de celebrar esta votación.

El Gobierno pretende que las elecciones tengan lugar con una Comisión reformada, en la que sus nueve miembros hayan sido reemplazados antes del final de su mandado en 2019.

El jefe del órgano electoral reiteró en su comparecencia que el proceso debe basarse "en la ley" y demandó al Ejecutivo que no recurra "a otro decreto para continuar sus reformas ilegales".