Los abdominales de Liam Payne se convierten en los protagonistas inesperados de Coachella

Aunque él no cuenta con un nuevo disco que defender sobre el escenario, Liam Payne no ha querido perderse la cita obligada de Coachella y este sábado se dejó ver en varios de los eventos que rodean el festival de música.

El buen tiempo californiano ha permitido al cantante británico desprenderse de la camiseta en más de una ocasión y demostrar que la soltería le sienta de miedo -los últimos rumores al respecto aseguran que su romance con Naomi Campbell ha llegado a su fin sin mayores dramas- en vista del escultural torso que luce a día de hoy.

De hecho, las imágenes que él mismo ha compartido en su cuenta de Instagram presumiendo de abdominales le han valido un sinfín de 'me gusta', entre ellos uno de la modelo Winnie Harlow, con quien se le ha relacionado de forma intermitente a lo largo de los últimos meses.

La última vez que se vio juntos a los dos jóvenes fue el pasado febrero, aunque en aquella ocasión su reunión se debió a razones profesionales, ya que les tocaba presentar a dúo uno de los premios entregados durante la gala de los Brit Awards.

Liam, por otra parte, no ha estado nada mal acompañado en su viaje a California, en vista de que este sábado por la noche fue fotografiado llegando a la zona privada del festival reservado para los asistentes VIPS junto a una joven con el pelo corto y ataviada con una cazadora de cuero.

ETIQUETAS

RELACIONADOS