Banderas llamó a Salma Hayek tras conocer su horrible experiencia con Weinstein

Los actores Antonio Banderas y Salma Hayek han demostrado en infinidad de ocasiones que sus diversos encuentros en la gran pantalla - en 'Desperado' o 'El gato con botas', por poner solo unos ejemplos- han desembocado en una estrecha amistad que ambos tratan de cultivar en la medida en que se lo permiten sus apretadas agendas de trabajo. Sin embargo, como ha revelado ahora el intérprete español, la protagonista de 'Frida' se negó a informarle en su momento sobre el cúmulo de fatídicas experiencias que padeció durante su trabajo con el denostado Harvey Weinstein allá por el año 2002, en el marco de la mencionada película: una etapa marcada por el acoso sexual del que fue víctima por parte del productor, así como por las sórdidas amenazas a su integridad física que recibió cada vez que el productor montaba en cólera.

"Era importante para mí llamarla y hablar con ella porque es una de mis amigas más queridas. Somos grandes amigos, pero no sabía que había tenido que vivir semejante pesadilla. Y quería enterarme bien de lo que había ocurrido. Por eso la llamé inmediatamente y le dije: 'Salma, ¿por qué no me lo contaste?'. Y ella me contestó: 'Porque no quería poneros en la situación de tener que enfrentaros a un tipo tan poderoso'. Y esa era la razón, no quería poner a sus amigos en peligro", ha asegurado el malagueño a 'Entertainment Tonight'.

Al igual que el resto del mundo, el astro de Hollywood solo fue consciente de la magnitud del calvario vivido por la mexicana cuando pudo leer el extenso artículo que esta había escrito sobre lo sucedido en el diario The New York Times, una revelación que sirvió para terminar de desenmascarar a Weinstein a medida que seguían saliendo a la luz el sinfín de casos de agresión sexual y trato vejatorio que había venido dispensando a mujeres de toda clase y condición.

"Creo que la difusión de todos estos testimonios ha servido para que muchos hombres reflexionen sobre sus conductas del pasado, para que hagan acto de conciencia. Creo que yo siempre he sido respetuoso con mis compañeros y compañeras en el set de rodaje, pero es importante hacer un repaso a nuestras actitudes y hábitos", ha explicado sobre el sexismo latente, y en algunos casos quizá involuntario, que pervive en el seno de la industria y que solo será erradicado con determinación y voluntad de cambio.

RELACIONADOS