"Searching", un misterio contado a través de la pantalla de un ordenador

 "Searching", una de las sensaciones del pasado Festival de Sundance, donde ganó dos premios, llega este viernes a los cines estadounidenses con una historia sobre la desaparición de una adolescente, un misterio narrado por completo a través de la pantalla de un computador.

El filme, que supone del debut del joven cineasta indio Aneesh Chaganty, un exempleado de Google de 27 años, es el primer thriller comercial contemporáneo protagonizado por un actor de origen asiático, en este caso, John Cho, conocido por la saga "Star Trek".

En los primeros 15 minutos de la cinta, el espectador comprueba de primera mano cómo es la dinámica en el hogar del matrimonio Kim y la felicidad que se respira tras la llegada de su hija, pero también ven los problemas que afronta la familia cuando les notifican que la madre sufre un linfoma.

La muerte de la mujer supone un duro golpe para padre e hija, que deben aprender a salir adelante por sí solos. Pero todo se rompe el día que la joven desaparece sin dejar rastro, lo que lleva al padre a una incesante búsqueda, incluido el computador personal de la adolescente, donde encuentra ciertas pistas.

Sara Sohn, nacida en Madrid, de padres surcoreanos y criada en Guatemala (en la localidad de San Cristóbal) desde los 6 hasta los 18 años, interpreta a la madre de la protagonista.

"Vi la película en Sundance, con el teatro lleno, y fue una sensación increíble. Le dije a mi marido: 'No te enojes, pero ha sido más emocionante que cuando tuvimos a nuestro hijo'", rememoró la actriz entre risas.

"Fue algo realmente especial, por la experiencia de estar ahí y de formar parte de algo tan bonito. Nunca lo olvidaré", indicó la artista, a quien le atrajo especialmente el papel porque ella también es madre.

Sohn admite que el propio equipo comparó el arranque de "Searching" con la montaña rusa de emociones que proponía la cinta de animación "Up", obra del estudio Pixar.

"Es increíble cómo el director y los montadores logran tomar pedacitos de esa vida, con una mirada, un momento en la cocina, para informar al espectador sobre la vida de la pareja de una forma tan profunda. Para mí es lo mejor de la película", afirmó.

La obra propone, además, un debate interesante acerca de si la tecnología realmente ayuda o evita que la gente tenga relaciones más allá de lo superficial.

"La manera en la que el director cuenta la historia es muy natural", comentó la actriz. "Yo tengo familia en Corea y Guatemala y hablo con ellos por FaceTime, Instagram y por correo electrónico. Así es como nos comunicamos hoy. Pero verlo en el cine es algo innovador", agregó.

El mensaje que deja la cinta, en palabras de Sohn, es que "la comunicación con los seres queridos es fundamental".

"Debemos estar conectados para mantener relaciones muy profundas y en las redes sociales hay mucho contenido que es puramente superficial", explicó. "A aquellos a quienes realmente quieres es importante dedicarles tiempo para mantener relaciones constantes y verdaderas", continuó.

Sohn estudió Relaciones Internacionales en la Universidad de California en Los Ángeles (UCLA) atraída por "la polarización y la desigualdad" en lugares tan opuestos como EE.UU. y Guatemala.

"Aún voy a Guatemala para ayudar a mi padre, que es misionero, y aprender sobre la realidad que vive el país", indicó la artista, que nunca pensó en convertirse en actriz hasta que probó suerte primero con el grupo musical S-Blush en 2006.

La banda obtuvo un gran éxito con la canción "It's My Life" y aquello le abrió nuevas oportunidades en Hollywood, donde ha intervenido en la cinta "Fast and Furious 7" y en series como "Twin Peaks" y "Sense 8".

"Mi objetivo es seguir trabajando en proyectos importantes con los que seguir rompiendo barreras y eliminando estereotipos. No es fácil encontrar una película protagonizada en Hollywood por actores de origen asiático", finalizó. 

RELACIONADOS