Arroz con leche y algo más

A ver por dónde empiezo… Yo no soy buena cocinando arroz, nada, nada buena.

Siempre se me aguacha y pierde la gracia, puede ser porque no me gusta mucho y el arroz lo sabe.

Pero en estos días estuve viendo unas recetas de arroz con leche y quede babeando, quede tan antojada que me dije a mi misma que tenía que hacerlo.

o sea, que puede salir mal? es una receta a prueba de tontos: arroz+leche+azúcar+canela+vainilla+pasitas.

Pero no, al primer intento falle miserablemente me salió un pegote horrendo… me va a perseguir hasta el fin de mis días.

Pero, ¿Sabes qué? de eso se trata la cocina, de experimentar, atreverse a hacer algo nuevo y aprender en el camino.

Después de mi intento fallido, pensé cómo podía hacer que eso cambiara y lograr una receta perfecta.

Se me ocurrió hacer el arroz sancochado y luego saborizarlo, esta receta si funciono! parece que el arroz y mis medidas al ojo por ciento no se llevan.

También tienes que tomar en cuenta que tipo de leche usas ya que de eso dependerá que tan cremoso sea el resultado.

Yo sigo mi romance con las leches culinarias de Nestlé, me di gusto haciendo mis experimentos culinarios, realmente que son unas grandes aliadas en la cocina.


Ingredientes:

  • 2 tazas de arroz
  • 4 tazas de agua
  • 2 Rajas de Canela
  • 2 cucharadas de vainilla
  • 1 lata de leche evaporada
  • 1 lata de leche condensada
  • 2 tazas de pasita.
  • Canela en polvo para decorar


Procedimiento:

1- Coloca el agua, la canela y el arroz en una olla a fuego medio. Cuando el agua se va evaporando lo tapas y pones el fuego bajo.

2- Cuando el arroz absorba el agua, agrega las pasitas, la leche evaporada, la leche condensada y la vainilla.

3- Mezclar bien y cocinar 2 minutos, no dejes que se seque, el secreto está en que quede muy cremoso.

4- Puedes servirlo tibio con un poco de canela en polvo para decorar. No olvides sacar las rajas de canela.

Yo lo prefiero frío, sobre todo con este clima que tenemos un plato de arroz con leche frío viene perfecto.


Otra de las cosas que me encanta son las paletas así que puse un poco de arroz con leche en el congelador y resultó en unas paletas espectaculares. Creo que de ahora en adelante solo comeré paletas de arroz con leche.

Si no te gustan las pasitas puedes ponerle menos, yo soy enemiga de las pasitas, pero a mi mamá le encantan así que hice este postre para ella.

Si eres como yo y prefieres cualquier cosa antes de la pasita, aventúrate a cambiarlas por mango, piña o melocotón!

Espero que a ti el arroz te salga mejor que a mí y que hagas este arroz con leche cargado de amor y pasitas.

-Alex